El líder fue mucho líder

Universidad de Valladolid VCV cae en Fuente La Mora frente a la Textil Santanderina por un claro 0-3. La ausencia del capitán Edu Valverde y la entidad del rival fueron un lastre insalvable

Llegaba a Fuente La Mora el líder del Grupo A dentro de la Superliga 2 de voleibol masculino y uno de los más firmes candidatos al ascenso de categoría. Y el conjunto cántabro no dejó lugar a dudas de porqué ocupa el puesto más alto de la clasificación.

En vísperas del final de la temporada, la Textil Santanderina derrotó a los vallisoletanos en Fuente la Mora y se llevó los tres puntos por la vía rápida. Un 0-3 para los de Eduardo Valverde que les compromete y les pone contra las cuerdas para combatir su salvación, a la espera de las últimas dos jornadas de liga.

El encuentro empezó con un primer set más disputado entre ambos conjuntos, con intercambios largos de balones en puntos intensos, pero también con varios errores por parte de todos los jugadores. Con todo, el conjunto cántabro fue más certero en los momentos importantes y se llevó el juego, 20-25.

Estos mismos errores se agravaron en el segundo set, y condenaron a una Universidad de Valladolid VCV que no supo lidiar con los eficaces saques visitantes. Los locales entraron en una racha muy mala que arrastraron hasta el final del partido, donde no les salió nada y todo iba cuesta abajo.

El técnico y capitán Edu Valverde, ausente por lesión, intentó cambiar la dinámica dando entrada en la posición de opuesto, primero a Angel Hernández y luego a Jorge Martín. Incluso dio la oportunidad del juvenil Manuel Posadas, para recolocar a Sergio Santamaría a la posición de opuesto. Nada de eso funcionó y el rival se llevó el partido con dos sets de claro color visitante, 18-25 y 15-25.

La derrota, no por esperada, dolió a un cuadro vallisoletano que se mantiene en la undécima posición de la tabla, a un punto de la permanencia. Quedan dos jornadas y el cuadro universitario tendrá que viajar este fin de semana a Canarias, para medirse a Arona Playa Cristianos, antes de cerrar la temporada después de Semana Santa en casa ante Intasa San Sadurniño.